Un niño de 8 años encontró muertos a sus padres de 36 y 39 años

Los integrantes de una pareja murieron electrocutados en el fondo de su casa de la localidad bonaerense de Haedo, y el hijo de ocho años fue quien alertó de la trágica situación al teléfono de emergencia 911.

El trágico hecho se produjo en horas de la tarde de ayer en una vivienda situada en Amado Nervo al 1.200, de esa localidad del partido de Morón, en la zona oeste del Gran Buenos Aires.

Todo se inició con una fugaz tormenta, que provocó que el padre de familia de 39 años salga al patio para descolgar la ropa y para asistirlo también se dirigió a ese sector de la casa su esposa, de 36.

El hombre recibió una descarga eléctrica, su esposa intentó socorrerlo, y ambos murieron electrocutados.


El hijo de la pareja, que se encontraba en su habitación jugando con una consola de videojuegos, escuchó una explosión y notó que se cortó la electricidad, por lo que comenzó a buscar a sus padres.

El chico encontró los cuerpos de sus progenitores y decidió llamar al teléfono 911.

Según informaron fuentes policiales y medios locales, el niño dijo que sus padres estaban tirados en el patio y no respondían.

Al lugar acudieron efectivos de la comisaría segunda de Haedo y como el chico se negó a abrirles la puerta, cumpliendo las medidas de seguridad que le habían dictado sus padres, tuvieron que acceder saltando una medianera desde una casa vecina.

Una vez que los policías pudieron acceder al lugar comprobaron una cadena de circunstancias que desembocaron en la tragedia.

El matrimonio había salido a descolgar la ropa sin calzado, mientras que la soga estaba en contacto con una escalera que a la vez tocaba con un cable.

El caso fue caratulado como “averiguación causales de muerte”, en el hecho tomó intervención la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) número 5 del Departamento Judicial de Morón.


Comments are closed, but trackbacks and pingbacks are open.